Ubicación: Inicio > Consejos y trucos, Dra. Ana Piccone > Cocineritos si, pero con cuidado !

Cocineritos si, pero con cuidado !

Extremar los cuidados en la cocina

Extremar los cuidados en la cocina

Cocinar es un acto de amor que comienza en la infancia, cocinando con padres o abuelos. Recibir la comida preparada con las manos cargadas de afecto, es un acto muy beneficioso para los niños, por lo que podemos invitarlos a colaborar en la preparación de los alimentos, a poner la mesa y a disfrutar en familia.

Teniendo en cuenta que la cocina no es un lugar de juego para los niños, si decidimos dejarlos colaborar y aprender de la cocina, la comida se deberá hacer con ciertos cuidados:

  • Se deberá realizar siempre bajo la supervisión de un adulto.
  • Se deberán utilizar para cocinar las hornallas posteriores de la cocina, y los mangos de sartenes y ollas deberán ir siempre hacia atrás.
  • Las ollas y calderas con líquidos calientes deberán quedar siempre fuera del alcance de ellos.
  • Los recipientes que se utilicen deberán apoyarse siempre en superficies firmes y estables.
  • Se deberá prever que los manteles no cuelguen de las mesas, ya que el niño podría tirar de ellos.
  • No dejar utilizar los aparatos eléctricos a ellos solos.

Uno de los accidentes mas frecuentes en el niño dentro del hogar son las quemaduras, y estas ocurren principalmente en la cocina, por esto, si decidimos cocinar con ellos, hay que extremar las precauciones.

Hay diferentes grados de quemaduras y se diferencian sobre todo por las lesiones que producen en la piel, siempre son dolorosas,  pueden dejar cicatrices y su tratamiento varía de acuerdo a la profundidad de dicha quemadura.

Quemadura de primer grado:

Lesionan la epidermis, que es la capa externa de la piel. En la cocina se producen por el contacto con líquidos calientes, provocan enrojecimiento, inflamación y dolor. El tratamiento consiste en enfriar rápidamente la zona, mantenerla limpia y seca; se recomienda tomar algún analgésico. No deja secuelas y se cura en pocos días.

Quemadura de segundo grado:

Afecta la epidermis y la dermis, capa superficial e intermedia de la piel. Causa dolor, enrojecimiento de la piel, inflamación y la aparición de ampollas, cosa que no sucede en las quemaduras de primer grado. Por lo general ocurre por contacto con líquidos muy calientes, agua o aceite, o por exposición a las llamas de la cocina.

El tratamiento también consiste en enfriar la zona afectada, calmar y consultar al médico de urgencia. Tarda más tiempo en curar que las de primer grado, entre 14 y 21 días, y puede dejar cicatrices. No es aconsejable cubrir con remedios caseros. Se debe tan solo enfriar la piel y consultar al médico, quien dará las indicaciones de curación que podrán ser en el consultorio o en el hogar.

Quemadura de tercer grado:

En estas la piel se quema en su totalidad, son graves, por lo que requieren atención médica de emergencia. Pueden ocurrir por líquidos muy calientes o por contacto con fuego directo. Se recomienda enfriar rápidamente la zona y concurrir inmediatamente a la emergencia médica.

Dra. Ana Piccone – Cocineritos.com

Etiquetas: , ,

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • Twitter
  • RSS
  • Digg

Deja un comentario